Confesión #3: Participé en una hackathon (y fue mejor de lo que esperaba)

El cómo llegué a participar en la primera hackathon organizada por UTEC Ventures fue gracioso, ya que hasta unos días antes del 04 de setiembre del 2015, jamás había escuchado el término hackathon.

Para contextualizar un poco, la palabra hackathon es la fusión de las palabras “hackers” y “marathon”. Si queremos ver la traducción literal, sería una maratón de hackers, pero es más que eso. Una hackathon es un evento que reúne a distintos tipos de participantes (emprendedores, diseñadores web y programadores) para resolver algún problema real a través de una solución creativa de rápida implementación y escalabilidad, que implique desarrollo web. No existe una duración determinada para este tipo de eventos, pero puede ir desde 10 horas hasta 72 horas aproximadamente.

La metodología de trabajo es interesante, ya se forman distintos equipos multidisciplinarios que competirán entre sí para encontrar la mejor solución al problema planteado. Lo más enriquecedor a la hora de interactuar para resolver el problema, es poder contrastar los distintos puntos de vista, experiencias y conocimientos de cada uno de los miembros del equipo, a fin de lograr un objetivo común: desarrollar soluciones concretas, viables y altamente escalables. Esto hace de una hackathon una experiencia integral de aprendizaje que no se encuentra en ningún libro de texto, así como una herramienta básica para agregar valor exponencial a las ideas que se convertirán en las futuras soluciones tecnológicas que buscamos.

En la escuela tradicional, normalmente nos bombardean de teoría y conceptos para luego (si es que tenemos suerte) aplicar esos conocimientos para resolver problemas en un contexto más práctico. Una hackathon es al revés. Lo primero que se plantea es el problema y en base a eso es que se empieza a desarrollar todo el esqueleto y cuerpo de la solución final, lo cual es mucho más beneficioso, ya que permite dar rienda suelta a la creatividad de los participantes así como poner al límite su capacidad de resolver problemas. Cabe resaltar que el “problem solving” es una habilidad cada vez más solicitada por los empleadores a la hora de contratar personas para sus empresas.

Todo sucedió unos días antes del evento. Mientras que revisaba mi news feed en Facebook vi que un amigo mío iba a asistir a la Hackathon UTEC. El nombre del evento me dio tanta curiosidad que le di click y pude leer un poco más acerca de lo que trataba.

hack utec
Fuente: Web UTEC

“A fin de continuar contribuyendo con soluciones reales a problemas reales, la Universidad de Ingeniería y Tecnología (UTEC) organizará este viernes 4 de setiembre su Primer Hackathon, encuentro de programadores que tendrá como objetivo el desarrollo de una propuesta de solución en el campo del software que mitigue los efectos del Fenómeno del Niño en Perú.

Las personas que deseen inscribirse al Primer Hackathon de UTEC, podrán hacerlo sin costo alguno hasta el día 2 de setiembre, por medio de la plataforma Joinnus.com (www.joinnus.com/act/hackathon-utec-2015/3151). El hackathon iniciará el viernes 4 de setiembre a las 7:00 p.m. y se desarrollará durante toda la madrugada del sábado.”

Fuente: https://www.utec.edu.pe/noticias/primer-hackathon-de-utec-premiara-propuesta-que-mitigue-el-impacto-del-fenomeno-del-nino

En verdad lo que me enganchó para inscribirme fue el hecho de poder crear algo que pudiese ayudar a las personas a hacer frente a las inclemencias del clima, ocasionadas por el fenómeno del niño y poder salvar vidas.

El viernes 04 salí de la oficina a las 5 pm y habré llegado al campus de la UTEC  media hora más tarde. Como el evento empezaba a las 7 pm obviamente no había ningún participante a la hora que llegué, pero aproveché para revisar mayor información acerca del fenómeno del niño.

A eso de las 7 pm el auditorio se empezaba a llenar. Y fue justo antes de que empiece la presentación del evento que veo llegar un batallón de chicas jóvenes, todas con mochilas, que se sientan en las 3 o 4 primeras filas del auditorio. Yo no tenía ni idea de lo que estaba sucediendo, hasta que mi amigo (gracias al cual descubrí el evento) que estaba sentado a mi costado, me dijo: “Son las chicas de Laboratoria”. Para serles sincera, hasta ese día jamás en mi vida había escuchado hablar de Laboratoria. Pero justo cuando acabó el evento (y después de dormir un rato porque había estado toda la noche desarrollando el proyecto) me puse a investigar acerca de Laboratoria y descubrí que es una excelente iniciativa de emprendimiento social que nació en nuestro país y que ahora tiene presencia regional. Y el haber conocido Laboratoria fue otro de esos hitos que les comentaba en el primer post, ya que descubrí que en el Perú si se estaban desarrollando proyectos de innovación social y que Laboratoria estaba liderado por una gran emprendedora social, Mariana Costa, quien es mi role model en el mundo del emprendimiento social y a quien tuve el gusto de conocer en la última clase de la Academia ASEP. (Este tema lo trataré en un siguiente post)

ht1
Fuente: Facebook UTEC Ventures

Cuando ya estábamos todos instalados, nos dieron la bienvenida al evento y nos brindaron un poco de información acerca del fenómeno del niño y cuál era el impacto que habían pronosticado para el verano 2016. Asimismo, nos presentaron a los que serían nuestros mentores: 04 super emprendedores con amplia experiencia en temas de emprendimiento, tecnología e innovación que habían estudiado en prestigiosas instituciones como Singularity University y que contaban con una start-up (como mínimo) cada uno.

Una vez terminada la presentación, nos dieron etiquetas con nuestro nombre y con un código de color. Los tres colores diferenciaban a los tres segmentos presentes en el evento: emprendedores, diseñadores web y programadores. Y una vez que todos estábamos etiquetados nos formamos en grupos.

Como sólo conocía a mi amigo, que tenía algo de experiencia en diseño web, éramos los dos contra el mundo: un diseñador y una emprendedora. (Para esto, jamás en mi vida había visto temas de programación, soy administradora de profesión. Pero después de esto evento, aprender lo básico de programación es algo que está en mi bucket list). Así que nuestra misión era buscar un programador, para tratar de desarrollar algo interesante. Y no sé si llamarlo suerte o destino, que conocimos a tres super programadores de Chiclayo con quienes nos juntamos. En menos de 20 minutos, ya teníamos al equipo completo.

Nos asignaron un espacio de trabajo, que sería nuestro “hogar” por las próximas 12 horas, en las que tendríamos que exprimirnos el cerebro para tratar de solucionar la problemática planteada de la mejor forma posible. Nuestros programadores ya habían pensado en la solución, así que nos la expusieron y nosotros empezamos a comentar y debatir un poco hasta darle la forma al producto final.

12039541_421221974745564_714564692616021231_n
Fuente: Facebook UTEC Ventures

Ustedes se preguntarán ¿qué hace una administradora en medio de programadores? ¿qué valor iba a aportar en la creación de la solución? Lo mismo me preguntaba yo, hasta que empezó el trabajo. Nos dieron los lineamientos básicos para el pitch final y una parte era investigar el mercado y sustentar la viabilidad de la solución. Así que se me prendió el foco y empecé a investigar como loca todo lo que pude acerca del contexto. Nuestra solución iba enfocada a la creación de una plataforma de envío de sms para alertar a las personas acerca de posibles desastres naturales a causa del fenómeno del niño para que puedan tomar las precauciones del caso. Lo primero que se me ocurrió fue entrar al INEI y ver las estadísticas acerca del acceso a internet y uso de telefonía móvil en el país, así como otros datos abiertos que nos proporcionaron los organizadores.

Mientras yo hacía esto, los demás miembros estaban programando a mil por hora. (Esa fue la primera vez que vi de cerca ese fondo negro con letritas de colores que hasta antes de ese día no sabía para qué servían y que hasta cierto punto me parecían aterradores.)

12033014_421222111412217_8222483111499141350_n
Fuente: Facebook UTEC Ventures

A eso de la 1 am teníamos tanta hambre que a mi amigo se le ocurrió pedir una pizza con gaseosa. Se tomaron su tiempo en traer el delivery, pero una vez que llegó y pudimos comer fue como algo caído del cielo. Comimos al toque y a seguir chambeando.

Cuando se acabó el tiempo a las 7 am tuvimos que enviar las diapositivas del pitch a un correo y juntarnos en el salón donde serían las presentaciones finales. Nos presentaron a los miembros del jurado y empezó el show. Cada uno de los casi 30 equipos tuvo que hacer su pitch y hacer la demo su MVP (Producto mínimo viable).

20150905_091449
El líder del equipo durante el pitch. Fuente: Propia

Nuestro equipo fue uno de los últimos en pitchear, salieron los chicos al frente y yo me quedé sentada tomándo fotos. Para esto, les comento que yo era la única mujer de mi equipo. Lo hicieron muy bien. Tan bien lo hicieron que convencieron al jurado de la viabilidad de la solución y quedamos en segundo puesto, empatados con dos equipos más.

12009643_886821681400043_3891316975269514602_n
Fuente: Facebook UTEC Ventures

Cuando el Director de UTEC Ventures, Gonzalo Villarán, anunció los ganadores y nombró a nuestro equipo (AlertSMS) no lo podía creer. Fue una sensación alucinante de orgullo y satisfacción por el excelente trabajo realizado con todo el equipo. Además, si pueden analizar la foto líneas arriba, también soy la única mujer entre todos los miembros de los equipos ganadores. Esto también me llenó de orgullo por representar a mi género, pero me hizo pensar en el impulso que falta darle a las mujeres en el Perú para que ingresen al mundo del emprendimiento, la tecnología y la innovación. Sé que se están haciendo esfuerzos para lograr cerrar esa brecha de género y parte de mi idea con este blog también es fomentar el emprendimiento femenino a través de mi propia experiencia.

ht4
El equipo de AlertSMS    Fuente: TIMOV

Como recomendación personal, les comento que para participar en una hackathon, es requisito básico que vayan con la mente abierta: abierta a aprender, abierta a conocer realidades distintas, abierta a escuchar y ser escuchado/a. En resumen, su mente tiene que estar dispuesta a aprovechar cada segundo de esta mega experiencia y su disposición a colaborar tiene que ser como mínimo 100%, ya que, es en base a la colaboración de todos los miembros del equipo que se van a poder gestar esas soluciones que necesitamos para mejorar la sociedad y convertir este mundo en un mejor lugar para vivir.

Finalmente, quería aprovechar para agradecer a todo el equipo de UTEC Ventures y a los demás organizadores por haber hecho posible este mágico evento, y ojalá que otras universidades e instituciones púbicas y privadas se animen a sumarse a esta onda de emprendimiento e innovación.

Confesión #2: Me aterra hacer networking

Networking es una palabra que hasta ahora me pone la piel de gallina. No me considero una persona muy introvertida, pero sí un poco tímida al principio y el hecho de ir sola a eventos donde voy a tener que hacer networking me parece un poco aterrador.

Para poner un poco en contexto este post, me gustaría definir el término. Networking se puede entender como una actividad en la que distintos grupos de personas (emprendedores, inversores, estudiantes, empresarios, etc.) asisten a eventos para conocerse entre sí y generar o ampliar una red de contactos que puede servir para compartir información y desarrollar o mejorar oportunidades de negocio.

Suena genial saber que cuando asistes a un evento puedes conocer gente muy interesante que puede ayudarte o a quien tu puedes ayudar de manera directa o indirecta. Pero el problema es cómo romper esa barrera inicial para acercarte a totales desconocidos.

Para contarles un poco acerca de mi “fobia” al networking haré referencia al evento que les comenté en la primera confesión. El evento en el que participé en los últimos dos días iniciaba a las 9am y el registro iniciaba a las 8am. Por lógica, se supone que el espacio de una hora entre el inicio del registro y el inicio de la conferencia era para hacer networking, pero mi miedo era tal que los dos días llegue 9 en punto para no tener que enfrentarme al hecho de tener que hablar con desconocidos antes de las conferencias. Puede sonar un poco infantil mi forma de querer evadir el networking de esta manera, pero es algo que recién estoy empezando a manejar.

Tip: Si quieres entrar al mundo del emprendimiento, tienes que manejar tu miedo al networking, ya que este mundo es un negocio de relaciones.  

Mi miedo hacia estos eventos es algo que he venido analizando desde hace algunos meses y he llegado a la conclusión de que en el fondo es miedo al rechazo y a salir de mi zona de confort. Cada vez que voy a un evento donde no conozco a nadie, mi cabeza se empieza a llenar de preguntas absurdas como: ¿y si todos ya se conocen y yo soy la única extraña? ¿y si no tenemos tema de conversación? ¿y si se produce ese horrible silencio incómodo? ¿y si no me quieren hablar? y si, y si, y si… Y si finalmente te encuentras con alguien que en verdad no quiera hablar contigo (lo cual me parece muy poco probable pero puede darse el caso), simplemente te excusas y te retiras en búsqueda de otras personas con mayor apertura.

Hablar con desconocidos es obligarte a salir de tu zona de confort, de esa zona en la que tu conoces a todos y todos te conocen. Es empezar a construir relaciones desde cero, lo cuál es un experiencia bastante enriquecedora.

Como no podía escaparme de todos los espacios de networking que había durante el evento (coffee breaks, almuerzos y cocktails) decidí dejar a un lado mi miedo y acercarme poco a poco a las personas. Es así como pude conocer a personas increíbles que tenían mucho por compartir y con quienes se puede trabajar hombro a hombro para seguir construyendo el sólido ecosistema de emprendimiento que todos buscamos.

12922246_10154149114070337_1387421411_o
Con Diego Poblete  (Co-founder & CEO de RoomVa) y Dave McClure (Fundador de 500Startups)

Si te pones a pensar, no es que no tengas cosas en común con esas personas. El hecho que hayan asistido al mismo evento ya es algo que tienen en común. Quizás a los dos les apasione el mismo tema, quizás tengan ideas similares que quieran desarrollar y puedan aliarse para generar sinergias, o quizás puedan presentarse a personas que puedan ayudarlos en el desarrollo de sus ideas o emprendimientos. Ahora que lo pienso bien, quizás la fórmula mágica es empezar preguntando: ¿y cómo así te animaste a inscribirte en este evento?

Y por último, tu no eres la única persona con ese miedo en este tipo de eventos. Quizás hay otras personas que compartan esa misma sensación y por experiencia son fáciles de identificar. Así que porqué no empezar contactando a esas personas solitarias que ves en el evento y que como tu no conocen a nadie. Quizás puedas terminar conociendo a alguien que te sorprenda gratamente. Porque en el networking es válido aplicar la frase de sabiduría popular “no juzgues a un libro por su portada”.

Tip: Ten presencia en las redes sociales y tarjetas personales contigo, ya que es la única forma en la que tus nuevos contactos te recordarán.

Primera confesión

Este blog nace como respuesta a un tema que he estado viviendo muy de cerca en las últimas 48 horas: el desarrollo de un ecosistema emprendedor en los países de la Alianza del Pacífico. Sé que suena raro, pero entre ayer y hoy participé en un evento llamado Venture Capital Conference  – Alianza del Pacífico (http://www.vcconferenceadp.com/) que fue la inyección de motivación que necesitaba para iniciar algo como esto y que ha marcado un hito en mi vida como emprendedora. Quizás me puedan decir que suena muy de telenovela, pero creo firmemente que hay eventos que marcan un antes y un después en cómo ves ciertas cosas o como te relacionas con las personas y que inclusive pueden ayudarte a definir o cambiar el rumbo que quieres para tu vida. (Y este fue uno de esos eventos)

Lo que pretendo con este blog es poder escribir acerca de mis vivencias en el mundo del emprendimiento peruano y global, así como compartir información acerca de temas que considero son relevantes para todos y todas los que deseamos emprender o personas que ya están emprendiendo y que muchas veces no encuentran la información que necesitan, en el momento que la necesitan y en un sólo lugar.

Puede sonar una tarea titánica, pero acepto el reto de consolidar y compartir con todos los que se animen a leer este blog mis experiencias y la información que los emprendedores actuales o potenciales deberíamos conocer. La información nos da poder: poder para crear, poder para innovar, poder para ayudar, etc. En resumen, poder para cambiar el mundo y transformarlo en un mundo mejor tanto para nosotros como para las futuras generaciones. Pero el verdadero valor de la información se obtiene cuando se comparte y cuando gracias a esa información se generan soluciones sostenibles que impacten de manera positiva en las vidas de los demás. De nada sirve tener un montón de información almacenada en un lugar donde pocos o nadie va a tener acceso.

Cualquier consulta, comentario o sugerencia de temas, encantada de poder escucharlos y ayudarlos. Siempre considero que el feedback es un regalo que puede y debe servir para hacer las cosas cada vez mejor.

¡Bienvenidos a esta aventura! (y espero que la disfruten tanto como yo) 🙂